Cirugía Laser CO2

 

CIRUGIA LASER CO2

La cirugía laser proctológica es la que tiene por objeto la cirugía de hemorroides, fisuras, fístulas y en general todo lo que tiene que ver con el canal anal bajo y recto.

Los postoperatorios de la cirugía convencional solían ser muy dolorosos.

La alternativa mas eficaz es la cirugía laser en el campo de la coloproctología.

 

¿Por qué el laser co2 consigue eliminar el dolor en el postoperatorio?

La técnica en cirugía laser co2 es similar a las técnicas quirúrgicas convencionales que recogen las guías médicas y quirúrgicas tradicionales. La diferencia fundamental está en el  puntero laser frente al bisturí convencional. El laser co2, entre todos los tipos de laser que existen, es el que más se adecua a este tipo de intervenciones y el que aporta más beneficios al área de la coloproctología. La coloproctología es un área muy pequeña desde el punto de vista anatómico pero extremadamente delicada. El puntero laser es de unas dimensiones milimétricas, la quemadura que produce es mínima, no daña los tejidos circundantes. Por tanto la cirugía es mínimamente invasiva, el tejido de alrededor no sufre, el paciente crea rápidamente en torno a la cicatriz una capa de epitelización y la piel cierra rápidamente, es una cirugía sin puntos, añadiendo por tanto menos dolor. Siendo los pacientes muy bien seleccionados, la cirugía laser co2 ofrece unas ventajas enormes con respecto a la cirugía convencional.

 

Cirugía de hemorroides

 ¿En qué consiste? La cirugía de hemorroides, o vulgarmente almorranas,  es una intervención quirúrgica que se realiza para tratar las venas que están inflamadas o dilatadas alrededor del ano. La cirugía de hemorroides es  una intervención segura. Suele realizarse  ambulatoriamente y bajo anestesia general o anestesia epidural. Estas hemorroides pueden ser internas o externas. Pueden resultar asintomáticas o pueden provocar picor, dolor y molestias para el paciente.

 

Con qué fin se realiza la cirugía de hemorroides

 La cirugía de hemorroides se realiza para extirpar la hemorroide de las venas o suturarlas y que vuelvan a su posición original. Está indicada cuando el paciente sufre picor en el ano, hemorragia anal, dolor o sangre coagulada.

 

 

Cómo se realiza de cirugía de hemorroides

La operación de almorranas se puede llevar a cabo mediante diferentes técnicas.  La más común es la hemorroidectomía, que consiste en extraer las hemorroides y tapar la herida para disminuir la hemorragia.

Otra técnica es la hemorroidopexia con engrapadora (también llamada método PPH o Longo), que consiste en introducir una suturadora mecánica vía anal que extirpa el tejido rectal sobrante y, a la vez, sutura la mucosa con puntos metálicos, así las hemorroides se recolocan en su posición natural.

Además existe un proceso quirúrgico para curar las hemorroides que no conlleva la extirpación de tejido: la desarterializacion hemorroidal transanal guiada por doppler  (método THD), una técnica mínimamente invasiva y prácticamente indolora que consiste en localizar, con una sonda doppler, y en suturar la arteria hemorroidal que lleva la sangre a las hemorroides. En la misma operación, la mucosa que ha sufrido el prolapso se coloca en su sitio.

 

Preparación para la cirugía de hemorroides

Antes de la cirugía, el paciente deberá informar al cirujano sobre los medicamentos pautados, si hace consumo de alcohol o si está embarazada. Los días previos a la cirugía se puede requerir no tomar medicamentos con efecto anticoagulantes como el ácido acetilsalicílico.

Además, es posible que si el paciente tiene gripe, fiebre, un resfriado, herpes u otras enfermedades la cirugía pueda posponerse. 

 

Cuidados tras la intervención

Por lo general, el paciente puede volver a casa el mismo día de la operación. El postoperatorio suele ser bastante doloroso, y se administrarán medicamentos para aliviar el dolor.

Por lo general, la evolución tras la operación es muy positiva y en unas semanas el paciente estará recuperado. Es importante que adopte unos hábitos de dieta saludable y ejercicio físico para evitar que se formen nuevas hemorroides.

 

Cirugia de hemorroides con Laser

En los últimos tiempos ha surgido otra técnica de eliminación de las hemorroides que consiste en su resección con láser. Este método utiliza, en lugar del bisturí, el Láser Diodo y fibras de transmisión para seccionar y eliminar la hemorroide. Las ventajas de este método son la precisión del láser y el sistema menos doloroso y con menos sangrado, ya que no se realizan heridas ni puntos de sutura en el tejido anal. La recuperación tras la cirugía es más rápida y menos dolorosa. 

 
What do you want to do ?
New mail